HomeEtiquetasPublicaciones etiquetadas a "sostenibilidad"




Vayoil Textil lanza un albornoz que necesita menos agua para ser lavado

Vayoil Textil ha presentado un nuevo albornoz que, por su composición de fibras, tejeduría e hilado, necesita menos agua para ser lavado que cualquier otro albornoz convencional.

Este nuevo producto, que recibe el nombre de Coral, permite tanto un ahorro de energía como un menor uso de detergente, dos factores que ayudan a disminuir la contaminación ambiental y que tienen efectos positivos para la piel de los usuarios.

Con este albornoz, Vayoil Textil reafirma su compromiso medioambiental, un compromiso por el que ya ha desarrollado varias iniciativas. Así, el año pasado sacó al mercado su colección de productos Ocean, fabricados exclusivamente de fibras procedentes del reciclado de plástico. La colección empezó con mantas, fundas de almohadas y sábanas, y actualmente ha incorporado edredones.

Al elegir productos hechos de materiales reciclados, la compañía ha reducido el uso de plásticos en su día a día. Asimismo, espera contribuir al mayor uso de materiales reciclados por parte de los consumidores y a reducir la cantidad de residuos enviados a los vertederos o incineración.

Arturo Hernández, Director General de Vayoil Textil, destaca que la compañía quiere unirse a la “economía circular”. Así, señala que les “preocupa nuestro planeta hoy y, sobre todo, su futuro, y por eso la compañía ha apostado por incorporar al mercado de la hostelería productos que tengan esta filosofía”.







resuinsa sostenibilidad

Resuinsa ha obtenido el certificado Global Textile Organic Standard (GOTS), sello internacional que avala la sostenibilidad en el sector textil. Se trata de una de las principales normas en el mundo que constata, de forma independiente, que el algodón con el que se trabaja tiene su origen en la agricultura orgánica/ecológica.

El director general de Resuinsa, Félix Martí, ha mostrado su satisfacción, ya que la norma GOTS “es líder mundial en el procesamiento de textiles elaborados a partir de fibra orgánica, que incluye criterios ecológicos y sociales que supervisan toda la cadena de fabricación textil”.

Este certificado define los requerimientos reconocidos globalmente para asegurar la condición orgánica de los textiles, desde la obtención de la materia prima hasta el correcto etiquetado. La agricultura ecológica lleva a cabo un uso óptimo y sostenible de los recursos naturales locales. De hecho, el algodón orgánico se recolecta a mano y en su proceso de transformación hacia el hilo no se utilizan ni tintes ni blanqueantes químicos. “De esta manera, nuestros clientes tienen la garantía de que en Resuinsa realizamos textiles con responsabilidad ecológica y social”, ha apuntado Martí y ha añadido que la norma GOTS “comprende todas las fases: procesamiento, fabricación, empaque, etiquetado y distribución de los textiles”.

Entre los requisitos ambientales, el certificado contempla la eliminación de productos tóxicos o nocivos para la salud. Así, todos los químicos deben ser evaluados y cumplir los requisitos en cuanto a toxicidad y biodegradabilidad. También se prohíben insumos críticos como metales pesados o solventes aromáticos, así como aprestos sintéticos, colorantes azoderivados y métodos de estampado plastisol que utilizan ftalatos y PVC. Asimismo, revisa toda la política ambiental y sus procedimientos entorno a la fabricación de los textiles.

GOTS incluye criterios sociales que evalúan que las empresas cumplen con criterios sociales basados en las normas de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), que Resuinsa tiene implantadas. Además, indica que se debe implementar una gestión con criterios claramente definidos para asegurar su cumplimiento. De la misma manera, se deben cumplir parámetros de calidad técnica, tales como solidez al frote seco, al sudor, a la luz, al lavado y valores de reducción después del lavado. Las materias primas, productos intermedios y finales y los accesorios deben seguir estrictos límites con respecto a residuos no deseados.







Los clientes de Resuinsa apuestan por un embalaje sostenible

Los clientes de Resuinsa se han sumado a la iniciativa de la empresa de reducir el plástico a través de un nuevo sistema de embalaje. Así, con los pedidos que han realizado de cara al verano, entre abril y junio, se han ahorrado 7,2 toneladas de plástico, superando las expectativas iniciales. Así, los usuarios van a disfrutar de unas vacaciones con un componente más sostenible.

El compromiso de Resuinsa con el medio ambiente se está materializando a través de la disminución del uso del plástico en la forma de embolsar los artículos. De este modo, la marca tiene previsto disminuir su uso anual en un 60%, ahorrando más de 23 toneladas al año de plástico, al pasar de 37,5 toneladas a 14,5.

Anteriormente, la compañía embalaba los productos en packs de dos, cinco y diez prendas en bolsas de plástico coladas dentro de cajas de cartón para protegerlas de fenómenos externos. No obstante, desde hace unos meses la marca ha estado sustituyendo de manera progresiva esas múltiples bolsas por una sola, de plástico 100% reciclado. Esta se ubica en el interior de la caja en la que se encuentran los artículos.

Resuinsa lleva varios años practicando políticas que promueven el desarrollo de una industria sostenible. Así, ya cuenta con cajas de cartón realizadas con material reciclado que, además, son perfectamente reciclables. Además, ha puesto en marcha un uso racional de residuos, minimizando el consumo de agua, papel y energía e implementando las herramientas necesarias para prevenir la contaminación.

Máxima calificación del certificado STeP

Resuinsa es la primera compañía del sector hospitality que ha obtenido el certificado STeP. Este reconocimiento avala la producción sostenible mediante la implementación permanente de procesos respetuosos con el medio ambiente, la salud, la seguridad y unas buenas condiciones de trabajo.

Además, el certificado también garantiza, a través de la asociación OEKO-TEX, su compatibilidad a nivel internacional. En este contexto, Resuinsa cuenta con el nivel 3, la máxima calificación otorgada a la hora de calificar el grado en que se ha conseguido esta producción sostenible.







paisajismo en restaurantes

Un artículo de Fernando Pozuelo. 

Actualmente nos encontramos envueltos en una espiral, dentro de un vórtice ascendente de movimiento de renaturalización de las ciudades y, por consiguiente, del mundo en general. Se ha creado mucha conciencia y sensibilidad en torno a este tema y se ve reflejado en todo aquello que se hace y se construye: desde cómo ha mejorado la eficiencia de los edificios hasta cómo es su interior y exterior. Todos los elementos de las ciudades están experimentando esa transformación ambiental que también llega a los centros comerciales; espacios que pivotan alrededor del mundo de la naturaleza con una importante presencia de vegetación que protagoniza el lugar.

Así ocurre también en restaurantes y hoteles, porque se trata de un movimiento inherente a las smart cities. Es una tendencia de las ciudades del futuro. Ya no es suficiente con un servicio adecuado en un hotel o restaurante; el público no solamente ha de ser convencido a través del gusto, sino que lo que ahora se busca es una experiencia integral en un entorno natural. Potentes escenografías paisajísticas tanto para complejos hosteleros como para restaurantes que buscan impactar a sus clientes, resultando llamativos, novedosos y que se caracterizan por cuidar hasta el mínimo detalle para ofrecer una experiencia única. Buscan convertirse en lugares espectaculares por la comida y el entorno.

Existe una clara tendencia hacia la ecología, lo biológico y lo natural y el concepto ‘do it yourself’ aplicado en el mundo de la hostelería es su fiel reflejo. Son cada vez más los espacios que apuestan por tener su propio huerto donde cultivar hierbas, hortalizas, frutas o verduras que sean susceptibles de ser incorporadas en sus creaciones culinarias. Una apuesta por cultivar su propia materia prima a la vez que generan un entorno exterior agradable. Pero de nuevo nos encontramos ante un escenario que no resulta ser suficiente puesto que los jardines ya se están colando en el interior. Antiguamente había restaurantes inspirados en la naturaleza o cuya construcción estaba rodeada por jardines, pero ahora nos dirigimos a un entorno en el que la naturaleza gana protagonismo hasta formar parte del espacio, creando un único conjunto conformado en armonía. De esta forma conseguimos un resultado que combina el paisajismo interior y exterior siguiendo un orden.

decoracion

Naturaleza fusionada

Pasamos, entonces, a encontrarnos restaurantes y hoteles cuya seña de identidad es la naturaleza fusionada con la gastronomía. Suponen un ejemplo donde el paisajismo se ha llevado hasta la máxima expresión de sensibilidad mediante la vegetación, las especies naturales o el agua. Así nos posicionamos ante un estado de sensibilidad hacia el planeta, el cuidado de la naturaleza y el aprecio por el agua y la sostenibilidad.

Por ello, la renaturalización de la hostelería es capaz de envolvernos en una experiencia inolvidable para nuestros sentidos primando ya no solo el gusto, sino también la vista, además de ofrecernos diferentes vivencias en cada una de las visitas que realizamos al hotel o restaurante, ya que las especies irán cambiando en función de la época del año en la que nos encontramos. Así alcanzamos una versatilidad indescriptible.

FERNANDO POZUELO retrato 3 wSobre el autor:

Fernando Pozuelo, director creativo de Fernando Pozuelo Landscaping Collection analiza las tendencias actuales en hostelería. Una vuelta a la renaturalización de los espacios.

 

 

 

 

 

 

 

 







Proquimia utilizará bolsas 100% biodegradables

Proquimia, empresa fabricante de productos de limpieza, eliminará las bolsas de plástico de un solo uso. De este modo, la compañía comenzará a utilizar solo aquellas que sean 100% compostables y biodegradables, obtenidas a partir de almidón de patata. Este cambio, que refleja su compromiso con la sostenibilidad y el medioambiente, permite la reducción de residuo plástico y la obtención de residuo compostable. Asimismo, con su uso se reducen tanto las emisiones de gases efecto invernadero, como el consumo de combustibles.

Así, a lo largo del pasado mes de mayo, todas las bolsas de plástico utilizadas en Proquimia han sido sustituidas por bolsas ‘eco-friendly’. La compañía busca, con esta iniciativa, contribuir de forma activa la reducción del impacto medioambiental. De este modo, a través de la eliminación de las bolsas de plástico de un solo uso, se plantea como objetivo la potenciación en el uso de las bolsas compostables.

Junto a la opción de la bolsa compostable, la empresa también ha confeccionado bolsas reutilizables. Se trata de bolsas fabricadas con algodón orgánico, pensadas para el uso interno del personal de la compañía.

Dado lo anterior, se estima que el uso de estas bolsas elaboradas con almidón de patata (orgánico) evitará la utilización de más de 10.000 bolsas de plástico al año.

Todas estas acciones  se enmarcan en un conjunto de decisiones estratégicas que se están llevando a cabo en la compañía, como la adhesión a la New Plastic Economy Global Commitment (Ellen MacArthur Fundation) o el estudio, desarrollo e innovación de nuevos envases de productos mucho más sostenibles, con el objetivo de combinar su actividad económica con la protección del medio ambiente.







Fudeat apuesta por el fin de los plásticos de un solo uso en el catering

En línea con su compromiso con la reducción de plásticos de un solo uso, Fudeat, el market-place gastronómico para la comparación de caterings, lanza ‘Green Packaging‘, una iniciativa para la reutilización de los plásticos por parte de todos los caterings colaboradores.

Cualquier artículo llega al consumidor final envuelto en plásticos que no se reutilizan. La vida útil de estos residuos es, paradójicamente, ínfima en comparación con el tiempo que tardan en degradarse, lo que plantea un debate social acerca del beneficio real de su uso.

Dado el debate, la revolución contra los plásticos y la conciencia medioambiental se contagia cada vez a más a las empresas, preocupadas por los efectos de estos residuos sobre el planeta, de tal forma que la tendencia actual lleva a las compañías a utilizar materiales sostenibles en la distribución de sus productos.

La apuesta de Fudeat para reducir el plástico en los envases

En línea con la ley aprobada por el Parlamento Europeo en virtud de la cual, en 2020 se retirarán del mercado todos los plásticos de un solo uso, Fudeat, apuesta por la sostenibilidad con su campaña ‘Green Packaging’. Se trata de una idea para que todos los caterings colaboradores rehúsen el uso del plástico en sus menajes desechables. Teniendo en cuenta que el 40% del plástico producido en la sociedad se utiliza para la fabricación de envases, el esfuerzo del sector gastronómico supondrá un gran paso en el desarrollo de un mercado más sostenible.

Entre los retos que obstaculizan el proceso de sustitución se encuentra una buena elección de materiales alternativos y biodegradables que repliquen las cualidades del plástico. En esa labor, Fudeat ha dado con los elementos idóneos para el tratado de alimentos, como platos, cubiertos, vasos o envases. Son las hojas caídas de las palmeras las que, con una producción completamente respetuosa con el medioambiente, permiten crear todo tipo de envases y utensilios igual de funcionales. Así mismo, Fudeat consigue dejar de lado al plástico gracias a la fibra de caña de azúcar, un elemento natural completamente biodegradable y compostable.







tork cocina higiene

El fabricante de papel tisú Essity comenzará el próximo año a elaborar sus productos con fibra sostenible. La compañía propietaria de Tork, especializada en la producción para el sector Horeca, invertirá más de 37 millones de euros en la instalación de fibra alternativa elaborada con paja de trigo, un recurso renovable agrícola. De este modo, está previsto que comience su producción a partir de la segunda mitad del próximo año 2020.

A través de esta iniciativa, Tork se suma a la tendencia de uso de elaborar productos ‘eco-friendly’. Su estrategia se enmarca en un proceso de innovación basado en el compromiso con la circularidad, que busca mejorar el impacto ambiental global de los productos de papel tisú producidos con esta planta.

Tork fija su objetivo en 2030

El objetivo de la enseña es reducir la huella ambiental de sus productos en un 33% con el horizonte en el año 2030. Además, sus metas ampliadas en cuanto a las emisiones de carbono han sido aprobadas por la iniciativa Science Based Targets, en consonancia con el Acuerdo de París sobre la reducción del impacto climático.

Actualmente, la marca utiliza en sus productos de papel tisú para los segmentos de gran consumo e higiene profesional alrededor del 60% de la fibra de madera fresca proveniente de fuentes certificadas y un 40% de fibra de tisú reciclada.

La utilización de la paja de trigo presenta importantes beneficios para la sostenibilidad, incluida una reducción significativa del uso del agua y la energía. En esta línea, Essity ha firmado una licencia con derechos exclusivos con la compañía estadounidense Sustainable Fiber Technologies (SFT). En virtud de este acuerdo la compañía podrá acceder al Phoenix Process de SFT, una tecnología que convierte los recursos vegetales renovables en la pulpa adecuada para la fabricación de productos de papel tisú. El tisú producido con paja de trigo utilizando este proceso es tan brillante, suave y fuerte como el tejido producido a partir de pulpa de madera fresca.







burger king brunete

Burger King reafirma su compromiso con el medioambiente a través de la apertura de un nuevo restaurante con formato ‘free standing’ en la localidad madrileña de Brunete. Ante un cliente cada vez más exigente y concienciado con la importancia de preservar el entorno -casi un 73% de los españoles lo considera necesario-, la cadena ha abogado por adaptarse a las nuevas tendencias de consumo. Y, para ello, ha incorporado a su establecimiento novedosos sistemas, diseños y materiales sostenibles.

Este proyecto, que supone una transformación del concepto de restaurante de Burger King, cuenta con cargadores eléctricos para coches en el parking -contratados con Vestel-, una estación de reciclaje, iluminación LED, sistema de control de climatización domótica, control de iluminación exterior por fotocélulas o vidrios con filtro solar, entre otros. Así, la marca busca reducir su consumo energético y garantizar el buen uso de los recursos naturales.

En línea con el carácter sostenible del establecimiento, la compañía ha recurrido a la energía verde suministrada por Iberdrola como fuente de abastecimiento, que procede en un 100% de energías renovables. Además, con LG como socio, hace uso de la aerotermia, una tecnología limpia que extrae hasta un 77% de la energía del aire para refrigerar en verano y producir calefacción y agua potable caliente en invierno.

Diseño transparente y horizontal

En cuanto a su construcción, su nuevo local presenta diversas novedades. Una de ellas es que el establecimiento de Brunete será el primer Burger King en territorio europeo con un diseño Pavilion, transparente y horizontal. Además, cuenta con un área acristalada de cocina, con una zona de vegetales, que permite al cliente ver cómo se preparan sus productos, desde la clásica carne hasta los productos frescos como tomates o lechugas. En su exterior, y con el objetivo de reducir el impacto visual, su fachada muestra una estética característica, y sus materiales ostentan el certificado VERDE (Valoración de Eficiencia de Referencia de Edificios).

Esta novedad se suma a otras iniciativas, como la de dotar a sus locales de una Open Kitchen, una apuesta por la transparencia en los procesos de elaboración de la comida. Se trata de un proyecto único en España que la compañía puso en marcha el pasado año, y una característica con la que ya cuenta su nuevo establecimiento.

El nuevo establecimiento ha generado un total de 25 puestos de trabajo, todos ellos cubiertos por residentes de Brunete en virtud de un acuerdo alcanzado entre la compañía y la agencia de empleo del municipio madrileño. Esta veintena de puestos se suma a los más de 17.000 que la marca genera en el país, afianzándose como el tercer mercado más importante del mundo en número de restaurantes del sistema Burger King.







impacto medioambiental

Cuatro de cada cinco consumidores en España apoyan el uso de etiquetas que informen sobre el impacto en el cambio climático que tienen los productos que adquieren, según una nueva investigación publicada por Carbon Trust. El 80% de los españoles mayores de 18 años está de acuerdo en que sería una buena idea disponer de una etiqueta que muestre si un producto se ha fabricado con el compromiso de medir y reducir su huella de carbono.

Esta investigación realizada por YouGov sobre más de 1.600 consumidores en España, forma parte de un estudio global más amplio en siete países, y muestra cómo el realizar acciones vinculadas a minimizar el impacto en el cambio climático tiene beneficios potenciales para las marcas. Más de tres cuartas partes (78%) de los consumidores españoles han declarado que tendrían una actitud más positiva con respecto a las compañías que puedan demostrar que están haciendo esfuerzos para reducir la huella de carbono de sus productos.

Este análisis también revela las oportunidades para las empresas que están realizando progresos en cuestiones relacionadas con el cambio climático. Más de la mitad de los adultos españoles (56%) están de acuerdo en que es importante para ellos saber si una empresa está tomando medidas para reducir la huella de carbono de un producto antes de comprarlo.

Sin embargo, todavía existe una discrepancia entre los valores y las acciones en este ámbito, pues más de cuatro de cada diez consumidores (43%) reconocen que no tienden a pensar en la huella de carbono de un producto al tomar decisiones de compra. A pesar de ello, más de un cuarto de los consumidores (26%) afirma que sí lo tienen en cuenta.

Hugh Jones, director general de servicios Comerciales de Carbon Trust, comenta: “Los consumidores no pueden tomar mejores decisiones si no cuentan con información fiable y, como muestra la investigación, sí existe un mayor interés por comprender el impacto climático de los productos consumidos. Esta fue la razón por la que desarrollamos una de las primeras etiquetas de producto con información sobre la huella de carbono en 2007. Esta etiqueta permite a los consumidores tomar decisiones de compra y elegir compañías que están poniendo en marcha medidas en relación con el cambio climático”.







jornadas mercabarna envases de plastico alimentacion

El Observatorio de Tendencias de Mercabarna, con la participación de Hispack, evidencia que la gran distribución alimentaria quiere anticiparse a la normativa europea sobre los envases de plástico. Ante el gran impacto del plástico sobre el medio ambiente, la sensibilidad cada vez mayor de los ciudadanos y las nuevas normativas europeas respecto a este tema, el Observatorio de Tendencias de Mercabarna organizó la jornada ‘Los envases de plástico en la distribución alimentaria: normativa, retos y estrategias’.

El 40% de la producción de plástico tiene como destino el sector del envase y el embalaje, del que depende, en gran parte, la competitividad y eficiencia del sector de la alimentación. En este sentido, Mercabarna, organizó este encuentro en el que se presentó el estudio sobre ‘El mercado del plástico en la distribución alimentaria’, encargado a la consultora MarketADD.

En 2030, todos los envases reciclables o reutilizables

Ferran Tarradellas, representante de la Comisión Europea en Barcelona, trasladó la normativa comunitaria sobre envases y embalajes (Directiva UE 2018/852) y la estrategia para mejorar los flujos del material, fomentar su recirculación para que siga siendo un activo importante para la economía y a la vez paliar sus consecuencias más negativas sobre el medio ambiente. El sector alimentario se enfrenta, por tanto, a un escenario donde el principal reto a alcanzar en 2030, tal como considera la estrategia de la UE es que todos los envases utilizados y puestos en circulación sean o bien reutilizables, o bien, fácilmente reciclables.

Además de esta situación de partida, el sector alimentario puede quedar impactado por la nueva directiva para los plásticos desechables -2018/172 (COD)– que pretende aplicar medidas para reducir el consumo o ampliar la capacidad de recogida de materiales sobre determinados productos plásticos destinados al consumidor final y los formatos de consumo ‘para llevar’. Estos últimos formatos son los que más presencia incontrolada tienen en el medio marino, como es el caso, por ejemplo, las bandejas y envoltorios de comida rápida o los vasos o botellas para bebidas.

Adrià Laguna, director de proyectos de MarketAAD, caracterizó los diversos usos y aplicaciones de los materiales plásticos en el sector alimentario, su función y los retos que representa la gestión de residuos de este material en la cadena de valor de la distribución alimentaria. Por ejemplo, se compartieron las conclusiones del estudio sobre Porex Challenge encargado por Mercabarna e Hispack, en el que se caracterizan los usos y oportunidades de innovación en la gestión del poliestireno expandido, en cada uno de los tres grandes sectores de Mercabarna -fruta y hortaliza, carne y pescado-.

Por su parte, Xavier Pascual director de Hispack, explicó que las principales estrategias de innovación y ecodiseño se exponen en plataformas sectoriales como Hispack, que actúa como conector de todo el ecosistema del envase y el embalaje y donde los principales retos de futuro, como es el caso de la sostenibilidad, están necesariamente presentes y debidamente dirigidos.




Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del usuario, realizar análisis de navegación de los usuarios, mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias y mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que rechaza el uso de cookies, pudiendo producirse errores de navegación o problemas de visualización de determinados contenidos. Para más información, consulte previamente nuestra política de cookies.

ACEPTAR
Aviso de cookies