HomeActualidad



eurofred en la jijonenca

La marca de helados artesanos la Jijonenca ha inaugurado en el Centro Comercial Maremagnum de Barcelona, un innovador proyecto de heladería y pastelería en el que ha contado con la colaboración de Eurofred. Esta ayuda se ha dado tanto en el diseño técnico del establecimiento y la definición de las necesidades del punto de venta, como en el suministro de la maquinaria de exposición.

La Jijonenca ocupa una esquina que da a la calle peatonal central de Maremagnum. Un local orientado a la atención directa de los transeúntes en el que destaca una gran vitrina continua de casi siete metros de longitud que permite tanto exponer el producto –dos terceras partes de helado y el resto de pastelería– como servir de mostrador, para la atención simultánea a un gran número de clientes.

Una vitrina que se adapta al entorno

El conjunto, integrado por tres módulos plug-in sin separaciones de la vitrina New Millennium, ofrece unas excelentes prestaciones en cualquier condición ambiental de trabajo, ya que han sido testadas en clase climática 7 (+35°C de temperatura ambiente – 75% de humedad relativa).

Además de la fiabilidad del fabricante ISA, los materiales utilizados en su construcción y el regulador digital de temperatura –predispuesto para -20°+2°C–, garantizan una relación ideal entre eficiencia y consumo. Estas cualidades son claves para una degustación óptima de los helados de La Jijonenca, ya que el Centro Maremagnum está ubicado en el Muelle España del Puerto Viejo de Barcelona, donde tanto la humedad del aire, como la temperatura son elevadas, especialmente en los meses de mayor consumo de helados.

Las vitrinas New Millenium destacan además por su versatilidad, ya que se pueden adaptar a las necesidades específicas de cada cliente y cada local, optimizando la inversión. Además, gracias a su avanzada tecnología –over-room– permite la exposición óptima del helado y su conservación, manteniendo la misma temperatura en todas las zonas de la vitrina y cubetas de helado, evitando el vaho y el empañamiento que se produce en los cristales cuando la humedad del aire o la temperatura ambiental son muy elevadas.

Por otra parte, el diseño decidido y sintético de estas vitrinas, así como la superficie expositiva inclinada de las cubetas de helado, brindan al producto un gran food appeal.

No hay Comentarios

Deja un comentario